Menu Big Bang! News
Policiales Mendoza

Escalofriantes detalles del rugbier, su relación "enfermiza" y el odio de su "novia"

El entorno de Genaro Fortunato nunca entendió su noviazgo con Julieta Silva, una joven cuatro años mayor, con quien sostenía un relación agresiva y tormentosa. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Genaro Fortunato (25) y Julieta Silva (29) salían desde hacía poco tiempo. En la madrugada del sábado ella lo atropelló no una, sino dos veces, ocasionándole la muerte. Un mensaje de texto habría desatado la furia de la joven.

Genaro Fortunato
Genaro murió el sábado atropellado por su reciente novia.

Bibiana, una amiga del joven rugbier, quien estuvo la fatídica madrugada, develó ,en una entrevista radial a La Red Mendoza, que “la relación entre ellos era un tanto enfermiza. Así como terminó, empezó. La mayoría de las personas que estaban alrededor decían que él y ella se agredían siempre, como pasó en el boliche en el que estuvieron la última noche”, describió.

A su vez, indicó que a los amigos de Genaro les llamaba la atención esta relación. Sucede que Julieta era cuatro años más grande que él, estaba separada y tenía dos hijos con un conocido empresario mendocino.“Genaro era muy popular y no le faltaban oportunidades para relacionarse con una chica que estuviese a la altura digamos, que no tuviera problemas, una vida tranquila sin hijos”, dijo Bibiana.

La amiga dice que el desenlace se dio cuando Silva desencadenó una discusión tras recibir un mensaje de texto. “Cerca de las tres, él recibió un mensaje de texto de otra chica, Agostina Quiroga, que salía antes con él y que está embarazada de cuatro meses. Genaro y Julieta empezaron a discutir por ese mensaje y empezaron a pegarse, agresivamente, dentro del boliche”, relata. Ese fue el principio del fin.

Luego de lo ocurrido dentro del boliche, la pareja salió al estacionamiento discutiendo. Otro testigo relata que ella se encerró en su auto, y él se tiró sobre el capó para frenarla.

Ante esa situación “ella acelera, él cae, se pega en la cabeza, ella hace una 'U' y vuelve y pasa sobre él. Fue terrible”, contó la amiga del rugbier. Al llegar la ambulancia, Genaro ya se estaba muerto.